Primera victoria en Texas.

 

 

3526f

Estaba claro que tenía que llegar, pero después de 17 años corriendo en Texas sin lograr la victoria, pocos pensaban que Jeff Gordon iba a romper la racha de 47 carreras seguidas sin ganar que llevaba hasta este momento.

Pero lo hizo, y con una carrera impecable.

La ciudad de Forth Worth, al noreste de Dallas, en Texas, acogió el pasado domingo la Samsung 500, séptima prueba puntuable de la copa Sprint de la Nascar.

En esta localidad está situado el Texas Motor Speedway, óvalo de reciente construcción de 1,5 millas de longitud. La característica fundamental de este circuito es que pasa por ser  uno de los más veloces del campeonato, pudiendo alcanzarse velocidades punta de más de 200 mph (más de 320 km/h), gracias a la anchura del asfalto y al peralte de sus curvas (24º).

Para esta ocasión, el público y la prensa se decantaban por una nueva victoria de Carl Edwards, ya que es el piloto con más triunfos en Texas, y además, el vencedor de los dos últimos años. Pero las cosas no ocurrieron tal como se pensaba, sobre todo para él.

Controlando desde el principio.

Pasadas las dos de la tarde David Reutiman aceleraba a fondo para pasar bajo la bandera verde iniciando la prueba, seguido muy de cerca por Jeff Gordon, que ya en esa primera vuelta le arrebataba el liderato.

Esta primera vez sería por poco tiempo. Reutiman conseguiría recuperar la primera posición y la mantendría hasta la vuelta 47, momento en el que el actual campeón de las 500 millas de Daytona, Matt Kenseth, le adelantaba.

Jeff Gordon se mantenía en las primeras posiciones, aunque su coche no iba todo lo fino que a él le hubiera gustado.

El primer paso por boxes de todos los participantes se realizó bajo bandera verde, ya que la primera interrupción del día no llegó hasta la vuelta 97, debido a suciedad en la pista. En ese instante casi la mitad de los participantes ya tenía vuelta perdida.

La segunda caution fue provocada por un trompo de Elliot Sandler en la recta principal, sin consecuencias ni para él ni para ninguno de los competidores.

Carrera limpia.

A partir de ahí la carrera discurrió sin demasiadas complicaciones, con varios cambios de líder, pero manteniéndose los pilotos fuertes en las primeras posiciones.

A diferencia de otros circuitos, en Texas la anchura de la pista permite circular cómodamente en paralelo, permitiendo mantener una distancia de seguridad entre coches para evitar los roces que se producen en otras ocasiones.

De esta manera se llegaba a la vuelta 226, en la que el californiano Gordon se volvía a poner primero y se perfilaba como el gran candidato a la victoria final, aunque poco a poco Carl Edwards escalaba posiciones y se iba acercando a él.

Después de otras dos interrupciones, por un trompo de Hornish primero y por la rotura del motor de Robby Gordon después, el lider del campeonato Jeff Gordon se situaba en cabeza seguido de Carl Edwards a poca distancia.

A solo 40 vueltas para el final, el coche número 99 de Edwards conseguía rebasar al 24 de Gordon y se ponía en primera posición, y así se mantendrían hasta el momento crucial en el que la carrera se decidió.

La sexta bandera amarilla llegaba a 32 vueltas para el final, y era el momento de hacer la última parada en boxes para repostar.

Edwards entraba primero en el pit lane, seguido de Gordon.

Pero después del repostaje y cambio de neumáticos, Jeff Gordon retornaba primero a la pista, seguido por Tony Stewart y Jimmie Johnson. Carl Edwards caía hasta la undécima posición, debido a sendos problemas al cambiar sus dos gomas delanteras, y decía adiós a la posibilidad de una tercera victoria consecutiva.

En las 27 vueltas finales, Jimmie Johnson, ya situado segundo, exprimió su motor y sus neumáticos intentando acercarse al número 24, pero sin éxito.

Jeff Gordon, cuatro veces ganador del campeonato, ponía fin a una larga temporada sin visitar el victory lane, en un circuito donde no lo había hecho nunca hasta ahora.

Después de esta victoria, sigue aún más líder del campeonato con 162 puntos de diferencia sobre su compañero y amigo Jimmie Johnson.

 

Clasificación Final:

1º – Jeff Gordon (Chevrolet)

2º – Jimmie Johnson (Chevrolet)

3º – Greg Biffle (Ford)

……

5º – Matt Kenseth (Ford)

……

7º – Juan Pablo Montoya (Chevrolet)

flag_checkered

Anuncios

~ por Mikel en 21 abril 2009.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: